Las emociones tienen lugar en el cuerpo

Nuestras emociones se encuentran doblemente relacionadas con nuestro cuerpo y con el sentido figurado que culturalmente les imputamos. El nudo en la garganta del miedo, las mariposas en el estómago del enamoramiento, la “tristeza seca” o la “furia fría” de Simone de Beauvoir son, aun en su dimensión metafórica, realidades físicas que experimenta nuestro cuerpo, reacciones y sensaciones que en última instancia poseen una dimensión innegable en los órganos y tejidos que también nos constituyen.

En una visualización que podría parecer sencilla pero no por ello menos sorprendente, un equipo de investigación de la universidad finlandesa de Turku publicó los resultados de este estudio en el que algunas de las emociones más representativas de la naturaleza humana se muestran a través de una cámara térmica, otorgando una perspectiva distinta, aunque al mismo tiempo familiar, de estos fenómenos.

Así, el amor suscita una ola de calor en todo nuestro cuerpo, al igual que la felicidad, mientras que la ira y el miedo hacen que la energía corporal se concentre en las manos y el pecho, pues inconscientemente nos preparamos para una pelea. Asimismo destaca el panorama de la depresión: debilidad en las extremidades combinada con un disgusto que se siente sobre todo en el estómago y la tráquea.

Estas imágenes fueron obtenidas con 700 voluntarios que observaron y leyeron películas e historias destinadas a suscitar una emoción en particular: después de pasar por esta prueba, los investigadores pidieron a los participantes que indicaran las zonas del cuerpo donde habían sentido una sensación particular y con qué color asociaban esta. Igualmente se incluyó cierta variación cultural para saber en qué medida esta afectaba la reacción del cuerpo.

Los resultados se publicaron en la revista académica Proceedings of the National Academy of Sciences y, de acuerdo con el diario inglés The Independent, que reproduce fragmentos del artículo, estos muestran “patrones consistentes entre las sensaciones del cuerpo asociadas con cada una de las seis emociones básicas”.

En cuanto a los posibles usos de estas conclusiones, los investigadores sugieren que estas podrían ayudar a entender mejor trastornos de ánimo como la depresión o la ansiedad.

COMENTA
RELACIONADOS
ÚLTIMAS ENTRADAS
Edith Gomez
@edigomben
Los 7 alimentos que debes consumir si quieres ser más productivo

Independiente de lo que hagas, el ser productivo es ideal y en especial durante los días estresantes de trabajo. Si eres inversionista y trabajas con brokers como eToro, entonces debes estar alerta sobre muchas cosas y las fluctuaciones del mercado. Sin importar lo que hagas, lo que le das a tu cuerpo es importante, así que debes poner atención a los alimentos que incluyes en tu día a diario, pero especialmente en aquellos momentos que necesitas ser más atento.

Recuerda que debes dormir bien, hacer ejercicio, relajarte, y sobretodo aliméntate adecuadamente. Antes de empezar una dieta extrema o dejar de consumir lo que más te gusta sin saber el por qué, investiga un poco sobre los beneficios de los alimentos para ser más productivo.

Estos son los 7 alimentos que deberías consumir si quieres ser más productivo en tu trabajo y vida personal:

1.      Pescado: los pescados “azules” como el salmón, o el atún, tienen una alta cantidad de ácidos grasos, como el omega 3. El omega 3 son beneficiosos para el sistema nervioso, ayudando a reforzar las conexiones neuronales, y además son antioxidantes que protegen a nuestras neuronas de los radicales libres que atacan a diario. Se ha comprobado que aquellos que sufren de déficit de atención se benefician del consumo del pescado.

2.      Aguacate: esta fruta es rica en grasas no saturadas, las cuales son buenas para el cuerpo. Comer aguacate te ayuda a mejorar tu concentración y tu memoria, pues mejora la comunicación neuronal y tu circulación, limpiando las arterias de paso. Cuando el corazón bombea la sangre a tus órganos y tu cerebro de forma correcta, puedes rendir de manera adecuada.

3.      Yogur: los lácteos son buenos para tu salud, pues están llenos de calcio y vitaminas, pero el yogur es especialmente bueno para ti porque es bajo en grasa. El yogur tiene un aminoácido llamad tirosona que produce neurotransmisores, como la noradenalina y dopamina, mejorando la memoria y tu sentido de alerta.

4.      Banano: otra fruta que es deliciosa y que tiene muchos beneficios para tu cuerpo. El banano tiene mucho potasio, vitamina C, magnesio, y fibra. Esta fruta es ideal cuando tienes que poner más atención en el trabajo pero sientes que estás adormecido. El banano además te da vitamina B6 la cual promueve la producción de neurotransmisores que se relacionan con la concentración, como la dopamina, norepinefrina, y la serotonina.

5.      Chocolate oscuro: el cacao te aporta antioxidantes y hace que el cuerpo libere endorfinas, lo cual hace que te sientas bien y lleno de energía. El chocolate oscuro te puede ayudar a subir el azúcar un poco, sentirte más alerta, reduce tu apetito, y te hace sentir menos ansioso. Entre más oscuro sea el chocolate, mejor, así que cómelo cuando necesites mejorar tu concentración y tu memoria.

6.      Pollo: esta carne blanca es liviana y tiene mucha proteína, así que una vez que lo comes, tu cuerpo libera el aminoácido conocido como L-Tirosina, el cual ayuda a crear los neurotransmisores dopamina y noradrenalina, los cuales te hacen pensar rápido y con más claridad. Recuerda que es mejor consumir pollo cocinado a la plancha, al horno, o al vapor, pues tiene menos grasas saturadas.

7.      Frutos secos: seguramente has escuchado que los frutos secos son una buena merienda cuando necesitas tener energía, pero también ayudan a mejorar la función mental y tu atención. Si incluyes las almendras, el maní, o los marañones, obtendrás una gran cantidad de ácidos grasos omega 3, lo cual te da antioxidantes y protege tu cuerpo, especialmente tus arterias. Los frutos secos—en moderación—son una buena forma de proteger tus vasos sanguíneos y promueven la circulación. Además, estos alimentos tienen muchas vitaminas.

Todos sabemos que hay días en que no nos sentimos bien, pero debemos trabajar igual y dar lo mejor de nuestro rendimiento. Incluye estos alimentos cuando necesites trucos para concentrarte en tus estudios, o cuando tienes que trabajar largas jornadas, o simplemente cuando necesitas estar alerta en todo momento. No necesitas hacer cambios muy extremos, pero alterar tu dieta para que incluya estas comidas te puede hacer sentir mejor y notarás el cambio muy pronto, así que no dejes de lado tu salud y tu alimentación.

Te puede interesar